Kids World School -COQUIMBO - Región de Coquimbo
Título iniciativa: Ley : Fondo Concursable a la Innovación y Emprendimiento Escolar (FOCIEE)


Antecedentes: Nuestra
Educación tiene un desafío pendiente “Fomentar el emprendimiento, innovación  y la participación estudiantil al interior de
su comunidad escolar”, el problema
es que nuestra educación actual se centra en la entrega de conocimientos y
verdades absolutas, y  no en la formación
de estudiantes integrales; entendiendo que cualquier transformación posible a
realizar en la educación no debe limitarse al cambio de metodologías de
aprendizaje al interior del aula, sino que debe ampliar la relación del
estudiante con el mundo que lo circunda. Esto se comprueba según los datos de la OCDE (Organización para la
Cooperación y el Desarrollo Económicos), para el año 2011
, que dicen que Chile
solo invierte un 0.4% de su PIB en investigación, desarrollo e innovación, muy
por debajo del 2,5% de los países que integran y participan en esta
organización. Además de acuerdo a los datos
para el año 2007 del World Economic Forum
, recopilados por la Universidad
del Desarrollo en: “Emprendimiento e Innovación en Chile, una tarea pendiente”,
en el ranking global de innovación, Chile ocupa el lugar 39. Asimismo, según
los datos del Reporte Nacional de Emprendimiento
2010,
realizada por la Universidad del Desarrollo, con el apoyo de SOFOFA,
Innovachile y Endeavor,  la edad promedio
de los emprendedores en etapas iniciales es de 37 años, mientras que de los
establecidos es de 45,5 años. Corroborando nuevamente, que nuestro país, carece
de jóvenes emprendedores.



Propuesta: Para solucionar lo
anteriormente mencionado, proponemos nuestro mensaje de ley, con la creación del Fondo Concursable a la Innovación y Emprendimiento Escolar, la cual
obligara al Estado el pago de dicho
fondo ( haciendo extensible la ley Nº 20.481 de Presupuestos para el Sector Público
para el año 2011, modificada por el decreto de Hacienda nº 397, de 2011,que
establece en su partida 9, capítulo 1, programa 3, subtitulo 24, ítem 3, asignación
620, la consignación de recursos financieros para el fomento de la participación
estudiantil) a los proyectos ganadores, prohibiendo
que estos tengan fines de lucro.



Funcionamiento: Para
llevar a cabo nuestra iniciativa, pretendemos que aquellos estudiantes, que se
encuentran cursando desde séptimo año de enseñanza básica hasta cuarto año de
enseñanza media, los cuales tengan ideas innovadoras para mejorar las
condiciones de aprendizaje y de desarrollo, beneficiando a la comunidad escolar
de su establecimiento educacional en cualquier ámbito (educación, medio
ambiente, cultura, social, deportes, etc.), puedan concursar con sus proyectos
a este fondo.



Así
nuestro mensaje permite, que de todas
las iniciativas propuestas en el país sean escogidas aquellas consideradas las más
factibles de realizar, llevando a cabo el financiamiento de dos proyectos por región,
por lo tanto el fondo será de $30 millones ($2 millones por región), dando solución
a problemas inmediatos, priorizando el desarrollo juvenil y la formación de
estudiantes integrales.  



Una
vez otorgado el fondo (que no superará la suma de 1 millón de pesos) éste será entregado
al  establecimiento educacional en el
cual estudie el o la joven emprendedor/a y su correcta inversión será
fiscalizada, con la colaboración de autoridades regionales, pertenecientes a la
Secretaría Regional de Educación, reconociéndose la participación del
estudiante.



Cierre:



Para
finalizar, la formación para el emprendimiento desde el ámbito de la educación
busca concretar el desarrollo de acciones asociadas a la formación de
competencias básicas, y el despliegue de la creatividad de la persona sobre el
entorno. Además, según información de la página
web oficial del gobierno de Chile
(
http://www.gob.cl/blog/2011/11/15/emprendimiento-e-innovacion-la-clave-para-alcanzar-el-desarrollo.htm)
“Uno
de los objetivos mas ambiciosos que se ha trazado Chile es llegar a ser un país
desarrollado para el año 2018(…) Queremos que este proceso permita a todos los
chilenos disfrutar de los beneficios del desarrollo. Y que los protagonistas de
este cambio no sean sólo las grandes empresas, sino todos los miles de pequeños emprendedores(…) Queremos que Chile se
convierta en un polo de innovación” y citando al mismo medio, cabe decir que
“Es fundamental potenciar en nuestra
sociedad la cultura del emprendimiento y la innovación, para que la sociedad en
su conjunto reconozca estas fuerzas como una herramienta inmejorable para
superar la pobreza en el corto plazo y alcanzar un crecimiento que involucre a
todos los chilenos”.