Colegio Cholguan -YUNGAY - Región del Bíobío
Título iniciativa: j


Reciben el nombre de residuos aquellos objetos que han dejado de desempeñar la función para la cual fueron creados, se considera que ya no sirven porque no cumplen su propósito original; y, por tal motivo, son eliminados. Sin embargo, éstos pueden ser aprovechados si se manejan de forma adecuada. Ahora bien, un desecho o basura es un producto resultado de las actividades humanas que ya no tiene valor ni utilidad, y es llevado directamente a un relleno sanitario.
La cantidad de residuos sólidos a nivel mundial crece aceleradamente debido al aumento de la población y a los avances tecnológicos orientados a satisfacer nuevos hábitos de consumo, los que se tornan muchas veces innecesarios.
En 1999, el Banco Mundial había publicado un informe «What a Waste» sobre Asia. Es ilustrativo comparar los pronósticos de ese informe con la realidad actual. Diez años más tarde el informe de 1999 estimaba que para el 2025 el índice de producción de residuos sólidos urbanos en Asia sería de 1,8 millones de toneladas por día. Actualmente, se elevó a alrededor de 1 millón de toneladas por día en Asia del Sur y en Asia del Este y el Pacífico.
El informe «What a Waste» de 2012 anuncia a nivel mundial (es decir, no solo para Asia, sino también para las otras regiones del mundo) un aumento de los residuos sólidos urbanos de 1,3 a 2,2 mil millones de toneladas por año para el 2025.
En el informe de 2012, el Banco Mundial señala que:
• Los países de bajos ingresos continúan destinando la mayor parte de sus presupuestos a la recolección de residuos y muy poco a la eliminación. Por el contrario, en los países de altos ingresos, el principal gasto se destina a la eliminación.
- Los índices de reciclaje están cada vez más influenciados por los mercados mundiales, los gastos de transporte y los precios de las materias primas.

En vista a la gran cantidad de residuos domésticos generados en nuestro país durante la última década, se puede señalar que en el período 2000-2009 se ha experimentado un crecimiento estimado del 42 % de estos, pasando de 11,9 a 16,9 millones de toneladas de desechos producidos 1.
Para el año 2009, la generación estimada de residuos municipales correspondió a 6,5 millones de toneladas (38,5 % del total de residuos sólidos)2. En nuestro país hay un énfasis en el destino o disposición final de los residuos sin generar un especial interés en la valorización de estos. La valorización es una alternativa de manejo de residuos, que facilita la disminución de desechos cuyo destino es la disposición final, evitando la utilización de nuevas materias primas, disminuyendo la energía necesaria para su transformación, reduciendo las emisiones de gases contaminantes y evitando la utilización de productos químicos en los procesos industriales.
Sin embargo en nuestro país la tasa de valorización es muy baja quedando demostrado que entre los años 2000 y 2008 se observa un aumento en la tasa de valorización, desde el 5,1% hasta el 7,8%. El año 2009 la tasa de valorización disminuyó al 6,3%3.
Teniendo en cuenta que el 60% de los residuos municipales van a parar a rellenos sanitarios (CONAMA, 2005,) es preocupante ver la escasa valorización de los residuos.
Por este motivo, nuestro objetivo es establecer acciones concretas de prevención y reutilización de residuos domésticos que apunten al reciclaje y a la valorización energética.
Por lo tanto nuestra iniciativa se centra en la reorganización del sistema de distribución de basura entre los cuales se pueden mencionar materiales como: papel, plástico, cartón, vidrio, desechos orgánicos, entre otros.
Nuestro proyecto de ley apunta de esta manera, a solucionar los problemas a nivel doméstico que surgen a raíz del control ineficaz de residuos, para ello incrementaremos el reciclaje, reutilización y valorización energética, recolectando, mediante el Servicio de Recolección Municipal, los diversos materiales por separado y de esta forma facilitar la labor de estos procesos posteriores.
1 y 2 y 3 Reporte llevado a cabo por la CONAMA del gobierno de Chile, año 2010.


k